jueves, 28 de julio de 2011

Para disfrutar de la soledad, te tienes que caer muy bien a ti mismo.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario