martes, 22 de febrero de 2011



Tenes una boca para hablar, y comenzas a preguntar,
y conoces a la mentira.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario